Worder

29 05 2008

Como decía en un post anterior, voy a dejar de utilizar el término blogger para referirme a mi mismo en mi faceta más orientada a la red. ¿Por qué? Puede que esto sea una simple rabieta, otra de mis estúpidas ideas de rebelarme contra el sistema. O puede que sea algo serio, o, al menos, algo que necesitaba hacer.

Llevo relativamente poco tiempo dentro de lo que se suele denominar blogoesfera pero ya sé como funciona, sus virtudes y defectos. Lo que tendría que haber sido y en lo se ha convertido.

Desde que tengo uso de razón me han atraído los ordenadores y, unos años más tarde, la red. Con terra.es como página de inicio, los foros repletos de sabelotodos y las news como “el invento de siglo”.

Hace unos pocos años surgió la fiebre del blog y, en sus inicios, era una idea interesante. Gente hablando de temas que conocían, expresando emociones o simplemente colgando un poema que acababan de componer. Pero, como todo, con el tiempo la idea inicial se fue desvirtuando, cualquier lechón le daba por teclear y abrir uno (cosa que no me parece mal) y ponerse a hablar de cosas que desconocía y con una variedad literaria digna de un analfabeto (esto ya me parece mal). El colmo de la degeneración eran la lista de comentarios de otros individuos tal cuales, que sólo buscaban en realidad la publicidad para sus propios sitios.

Así es, que los verdaderos iniciadores de esta idea, que no eran otros que los hijos bastardos de los foros que comentaba antes, han ido abandonando poco a poco las bitácoras para dedicarse a otros derroteros.

Ahora sólo permanecen individuos deformados por una sociedad que se desmorona poco a poco, y que sólo buscan otros individuos tan perjudicados como ellos; mientras el ego les va carcomiendo por dentro. Hay contadas excepciones, que no voy a remitir para no crear problemas, que tienen buenos contenidos y una trabajada redacción. No la típica mierda le puede salir por la boca al gafapasta de turno, ni siquiera digna de un spaces de Microsoft.

Quizás el párrafo superior sea demasiado literario y sobrecargado para el gusto de algunos.

He decidido crear, o al menos empezar a utilizar en éste ámbito la palabra worder. ¿Por qué?

No soy un gran escritor, lo que me haría el blogger perfecto; pero de vez en cuando surgen entre la paja semillas de genialidad que no terminan de ser más que eso, unas pocas palabras que dejan con la boca abierta a más de uno, pero no terminan de calar en el interior de las personas y que son llevadas por el viento frío del invierno.

Tampoco soy constante, no tengo la necesidad de escribir 2 o 3 post diarios para mantenerme activo en Google Reader con mis feeds actualizados.

No llevo 15 gadgets, incluidos tres teléfonos, dos cámaras de fotos, una PSP, una Nintendo DS, iPod, iPod Touch, iPhone… para después recibir una llamada de mi madre en toda la tarde, hacer un par de fotos en las que ni siquiera el encuadre es digno de mención, jugar con la WiFi de la consola con mis inexistentes amigos y escuchar el mismo disco pseudo indie basura una y otra vez en mi Touch mientras me dejo las dactilares en la pantalla.

No soy usuario de 20 redes sociales en la que no tengo tiempo de participar, me quedo con twitter y tuenti, éste último realmente orientado a las amistades personales. Facebook es una mierda de principio a fin y no voy a seguir hablando de otras redes para pajilleros-niños de mamá, que me enervo.

No me gusta Mac y Linux me parece un coñazo. Prefiero en XP a 64bits que tengo instalado desde 2 años sin que me haya dado problemas y no tener que buscar alternativas de software libre para Mandriva, Ubuntu…

Puede que mi único pecadillo como usuario de la red haya sido impulsar la idea del twittastur, pero no más que folgueras o marquibeck (de nada por la publi), y conseguimos que no pareciera a esto.

Lo sé, lo sé. Me he lanzado de cabeza al estereotipo de blogger barato. Me he aprovechado de ello, lo sé. No me lo tengáis en cuenta.

Así que ya sabéis, cualquiera es libre de usar el término. Para eso la red es libre.

Igual le doblo la d para hacerlo más 2.0. Wordder… ummhh Que gafapasta-emprendedor me siento… No te jode.

Anuncios

Acciones

Information

3 responses

30 05 2008
Pitote

No te falta razón en tu reflexión. Quién sabe igual se populariza el nuevo termino y se empiezan a autodenomiar así un monton de bloggers 😉

30 05 2008
Gatit

@Pipote Con la falta de ideas que existe hoy en día entre los blogs y con su filosofía del copy-paste a mansalva no me extrañaría que se volviera populary me acusaran de emprendedor, ¡noooo!

8 06 2008
Juan Ángel

En un tiempo indeterminado, me haré absolutamente worder. Empezaré a cerrar cuentas de web 2.0 y abandonaré unos cuantos blogs. Eliminaré feeds de Reader. Dejaré de criticar Windows y de desear un Mac. Me conformaré con mi iPod bonito. Y seré más feliz, pero no me atrevo.

Y sí, gracias a Dios, Twittastur fue más humanizado, alejándose una pizca de la marquilla frik-o-geek de estas quedadas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: