Música 2008: La Ley Innata

15 12 2008

Ahora que se acaba el año se me ha ocurrido revisar toda la música que acumulo en el disco duro y decidir cúal sería el disco más importante del año (para mi, claro). En un próximo post analizaré otros primeros puestos, como en cine o literatura.

Para elegir un disco me propuse quedarme con los publicados este año únicamente y no con todos los escuchados. ¿Por qué? Porque entonces, el ganador siempre sería Born to Run, de Springsteen, y todo esto no tendría sentido.

¿Y el ganador? La Ley Innata, de Extremoduro. El último plástico de Robe y compañia es una suite, es decir una única pieza dividida en diferente fragmentos, pero que sólo adquiere sentido al escuchar todos ellos. Son unos temas cargados de arreglos barrocos, con un cuarteto de cuerda a cargo de Ara Malikian, además de otra mucha instrumentación. Sencillamente un disco muy maduro, cargado de matices, menos guitarrero y más melódico.

Se inicia con los acordes de Dulce introducción al Caos. Un tema intimista con punteos de guitarra, teclados y alzándose con unas guitarras afiladas muy propias de los extremeños. Particularmente, me gusta el bajo que se marcan, muy trabajado e integrado.

En Primer movimiento: El sueño destaca ese toque de psicodelia a mitad del tema, con un Robe más tranquilo y más sincero que nunca.

Segundo movimiento: Lo de fuera empieza con una sinfónica y poco a poco va subiendo de tono hasta convertirse en el tema más largo del disco y uno de los mejores.

Tercer movimiento: Lo de dentro es el tema que estaban esperando los fans aférrimos. Se podría escuchar por separado y no desentonaría con un gran éxito y fracaso. Cargado de guitarras sucias y una base lírica difícil de olvidar.

Con Cuarto movimiento: La realidad se terminan los movimientos y culmina con una base sencilla y lenta, aderezada con unos solos de guitarra eléctrica obra, estoy seguro, del gran Uoho. Poco va subiendo el ritmo y termina con un estribillo de los que se incrustan en la memoria y cuesta olvidar.

Coda Flamenca (Otra realidad) es la pieza final. El grupo reconvertido al flamenco, guitarra acústica acompañando a Robe en plena explosión sureña. Comprendo que a muchos les sobre esta última parte. Yo mismo era incapaz de terminarla hasta hace bien poco, pero ahora mismo la considero imprescindible. Esos versos se convierten en algo adictivo.

Una obra maestra, 45 minutos increíbles, a los que deseas volver en cuanto la guitarra de la coda de apaga. Me lo voy a comprar original. Prometido.

Anuncios




Otra realidad

17 11 2008

Extremoduro

…El fuego del infierno ya es solo humo
y ahora el fuego ya es solo humo
después de arder el fuego ya es solo humo,
el infierno ya es solo humo…